miércoles, 19 de mayo de 2010

Pensamientos en espera de un avión

Me voy, para no volver….este que soy yo ahora, se quedara en algún lugar de este viaje, en ese lugar donde van las cosas que nunca mueren, como el amor, me voy y no regresare, solo volverá otro yo un tanto parecido físicamente, pero ingenuo y reactivado en la inmensa insatisfacción de un nuevo y distinto ser, con mirada fría y pasos arrogantes. Me voy, no para olvidarte, ni para superarte, me voy para llevarte, y para no traerte de vuelta, para recobrar seguridad de los tan odiados vasos de ron, no es que no me quiera ir, lo que pasa es que no quiero regresar, yo, quiero no volver, pero ante la inminente obligación, me dejare en algún lado, y regresara una pieza de papel, de la esquina no escrita, pero arrugada del uso, que no hizo uso de la esquirla del papel….me voy, para no retornar, porque este que ama, no regresa….quien volverá, no lo se…pero regresara el espejo idéntico al anterior pero con distinto actor y modelo, aquel que mira su reflejo…me voy, para no volver, yo.